Volver a las exposiciones

La canción de la ballena – Daniela Serna, Juan Moreno, Daniel Bustamante

agosto/28/2015 / septiembre/20/2015

La canción de la ballena – Daniela Serna, Juan Moreno, Daniel Bustamante agosto/28/2015 / septiembre/20/2015

Dirección: Carrera 35# 8A - 16 Ciudad / País: Medellín - Colombia Tel: 318-389-5244 E-mail: info@lokkus.com

“De repente algo le envuelve, un sonido estremecedor. Es la primera vez que escucha aquel canto. 

Un toque de esperanza, la vida luchando por imponerse a toda costa”.

Daniel Bustamante

 

El ejercicio fue simple: entregarle un cuento a dos artistas para ver qué hacían con él. La intención es clara: abrir los horizontes de creación en las artes y jugar con los límites que hay entre la plástica y la literatura. Lokkus Arte Contemporáneo, en esta ocasión, reúne a tres artistas jóvenes de Medellín para poner en el espacio diferentes voces de una misma historia; valorando la fuerza del diálogo y el juego, y reconociendo que el arte es un proceso de referencias que se nutre de múltiples obras y experiencias.

Daniel Bustamante nos entrega en La canción de la ballena un cuento sencillo y mesurado, que centra su fuerza en imágenes contemplativas y naturales. Sus palabras, con un ritmo cercano al mar en pausa, hilvanan una historia que parece documentar la biología marina, pero que poco a poco avanza en analogías de la espera, la soledad, la convivencia, la muerte y el amor.

Para apropiarse de esta narración, Juan Moreno retoma el personaje principal del cuento y lo asocia con otros textos. En una secuencia de referencias, el artista transforma el interior de un gran animal en una biblioteca obscura y cavernaria.

Con una instalación de piso a techo Moreno crea un contenedor de pensamientos que es la puerta de entrada para reflexionar nuestro poder de almacenar u olvidar el conocimiento humano.  Las historias que construyen nuestra cultura parecen reservarse o borrarse en lugares que mezclan la belleza y lo absurdo.

Por su parte, Daniela Serna, busca llegar a las imágenes y conceptos más íntimos del cuento. De allí retoma la idea de la espera y con ello reflexiona alrededor de temas como el tiempo y la muerte.

A partir de unos dispositivos mecánicos la artista genera unas instalaciones que obligan al espectador a adentrarse en el tiempo contemplativo que demandan las historias. El ejercicio de lectura y observación se presentan como una reflexión del fallecimiento. Constantemente vemos la vida agitarse y las cosas caer. Al parecer no hay retroceso para este acto que es tan natural como simbólico, por eso, son las narraciones las que, aparentemente, contienen la voz y la sensación de eso que sucede en nuestras vidas y que al terminar se queda en el pasado como una memoria frágil y sensible.

Con estas dos intervenciones se logra tejer un diálogo que atraviesa diferentes imágenes, historias y posibles lecturas de un mismo texto. De esta manera, se invita al espectador de esta exposición a que él también lea, interprete y cree sus propias ficciones a partir de la lectura de cualquier obra, se plástica o literaria.

Ver catálogo